8 mitos falsos sobre el entrenamiento ciclista

Seguramente muchos de los que practicáis ciclismo habitualmente habéis escuchado y creído algunas de las siguientes afirmaciones. Estos son los 8 mitos relacionados con el entrenamiento ciclista que nunca debisteis creer:

entreno

  1. Para las agujetas, agua con azúcar: Las agujetas son la consecuencia de la inflamación de diversas microestructuras musculares, por lo tanto para aliviar el dolor de las agujetas necesitaréis tomar antiinflamatorios (aunque no son muy recomendables por sus efectos secundarios). La forma más eficaz de reducir las agujetas es practicando ejercicio físico de forma muy suave, con el objetivo de activar los procesos regenerativos de vuestro organismo encargados de reparar los daños musculares.
  2. Cuantos más kilómetros, mejor: Si pensáis que solo vais a mejorar entrenando cada vez más, estáis totalmente equivocados. De nada sirve realizar un gran número de kilómetros, si estos no se realizan con la intensidad adecuada. Para conseguir esa mejoría es necesario un equilibrio entre carga física y tiempo para asimilarla.
  3. Entrenando en ayunas se adelgaza: Si entrenáis en ayunas y no medís la intensidad y la duración de vuestros entrenamientos, corréis el riesgo de activar la destrucción de la masa muscular, produciendo una notable pérdida de rendimiento.
  4. Comer solo hidratos de carbono: Para practicar ciclismo es necesario una dieta rica en todos los nutrientes, que no esté basada exclusivamente en los hidratos de carbono. La grasa o la proteína también son nutrientes necesarios para un óptimo rendimiento.
  5. No se puede llevar nada en la bici: Lo cierto es que no es recomendable cargarla con mucho peso, porque os podría llegar a desestabilizar, pero sí que se pueden transportar cosas y además es muchas ocasiones es necesarios que llevéis ciertos elementos.
  6. Si entrenas con un chubasquero, perderás peso: Rodar en bicicleta y aprovechar la nula transpirabilidad del chubasquero para aumentar la sudoración, no os hará perder peso eliminando la grasa corporal. Con el hecho de sudar más lo que estáis perdiendo es una gran cantidad de líquidos de vuestro organismo.
  7. Para mejorar sobre la bici hay que entrenar sobre la bici: En el ciclismo, realizar ejercicios con pesas e isométricos también resultan esenciales para mejorar vuestro rendimiento.
  8. Los calambres se producen por falta de sales minerales: Aunque es una de las causas, el desencadenante más potente y común es la falta de condición física y la deshidratación.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *