8 pasos para enseñar a montar en bici a los más peques

La edad adecuada para enseñar a montar en bicicleta a los niños es a partir de los 3 años. La evolución depende en gran medida de las habilidades de cada niño y de si el niño tiene hermanos mayores a los que imitar, pero lo más común es que poco antes de cumplir los 2 años el niño empiece con el triciclo.

specialized primera bici

Cuando el niño ya domina el triciclo hay que pasar cuanto antes a la bicicleta de iniciación y a partir de los 3 ya hay que enseñar al niño a montar en bicicleta.

Si la bicicleta de iniciación ha sido una bicicleta sin pedales, el niño ya sabe mantener el equilibrio y lo que tendremos que enseñar es la técnica del pedaleo. Si la bicicleta de iniciación ha sido una bicicleta con ruedas de apoyo el niño ya domina la mecánica del pedaleo y de la dirección y lo que necesita es aprender a mantener el equilibrio que es lo más difícil

Es muy importante que tengáis en cuenta todos los pasos que a continuación os exponemos para la iniciación de los más peques con la bicicleta:

  1.  Comprueba que la altura de la bicicleta es adecuada a la altura del niño: Correctamente sentado en el sillín de la bicicleta el niño debe poder apoyar los pies en el suelo completamente. Se sentirá más seguro y le será más fácil aprender a montar en bicicleta.
  2. Comprueba los frenos de la bicicleta: Estos deben ser lo suficientemente suaves para que los pueda presionar el niño. Lo más habitual es que al principio los niños frenen la bicicleta con los pies.
  3. Retira las ruedas de apoyo de la bicicleta y si no es muy complicado también los pedales. Recuerda que tendrás que volver a instalar los pedales cuando el niño ya haya aprendido a montar en bicicleta.
  4. Haz que el niño se quede sentado en la bicicleta aguantándose con los pies apoyados en el suelo alternando el peso un rato en cada pie.
  5. Escoge dos referencias separadas por unos 25 metros. También puedes pintar las referencias con tiza en el suelo.
  6. Haz que el niño se impulse con los 2 pies manteniendo el equilibrio con los pies colgando y que solo los apoye cuando sienta que se cae.
  7. El niño debe ir desplazándose a su ritmo de una referencia a otra sin pedalear.
  8. Cuando el niño consiga recorrer toda la distancia entre las 2 referencias sin poner los pies en el suelo es que ya ha aprendido a mantener el equilibrio y ya está preparado para pedalear y habrás conseguido enseñarle a montar en bicicleta.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *