Cambios electrónicos en la bicicleta de montaña

A diferencia de lo que ocurre en carretera, en cuanto a cambios electrónicos se refiere en Mountain Bike tenemos a Shimano con el XTR Di2 como único representante. En este segmento de la bicicleta los cambios electrónicos se encuentran muy en el inicio y le queda bastante recorrido por recorrer para llegar a estar tan popularizado como en carretera.

La llegada de la electrónica al mundo de la bicicleta de montaña con el Shimano XTR Di2 de 2015, ha abierto un nuevo horizonte en cuanto al modo de uso, mantenimiento de los componentes y precisión sobre la marcha. Este nuevo grupo representa, sin duda, un salto evolutivo en lo referente a transmisiones para bicicletas de montaña, dejando de lado la batalla por el número de platos y piñones utilizados, para centrarse únicamente en unas sola cosa: un rendimiento más eficaz para la transmisión.

Desviador delantero Shimano XTR Di2, diseñado para responder correctamente incluso en las condiciones más extremas. Cuenta con un pequeño motor y tiene un peso de 115 gramos.
Desviador delantero Shimano XTR Di2, diseñado para responder correctamente incluso en las condiciones más extremas. Cuenta con un pequeño motor y tiene un peso de 115 gramos.

Lo cierto es que el cambio electrónico de carretera a parte de contar cuenta con las mismas cualidades que los de montaña,  suavidad en el funcionamiento y personalizaciones infinitas, agregan una nueva, y es que en una inclinación determinada el cambio actúa solo para adecuarnos el desarrollo, que previamente hemos programado. Con esto podemos olvidarnos incluso de tocar los cambios en una ruta y siempre llevaríamos la misma cadencia.

El cerebro de esta novedosa transmisión electrónica es esta pantalla digital SC-M9050. Mediante esta pantalla tendremos acceso a toda clase de datos y tiene un peso declarado de 30 gramos.
El cerebro de esta novedosa transmisión electrónica es esta pantalla digital SC-M9050. Mediante esta pantalla tendremos acceso a toda clase de datos y tiene un peso declarado de 30 gramos.

A pesar de que se trate de un gran avance, el precio todavía es algo prohibitivo para la mayoría de los usuarios. Solo el grupo ronda alrededor de los 3.500 €, y es que al ser un cambio de Mountain Bike tiene que ser más estanco que el de carretera y aguantar un peor trato.

Las manetas de cambio de este nuevo grupo electrónico cuentan con un peso declarado de 54 gramos por pulsador, siendo necesario solo uno de ellos si optamos por utilizar la transmisión en su modo automático.
Las manetas de cambio de este nuevo grupo electrónico cuentan con un peso declarado de 54 gramos por pulsador, siendo necesario solo uno de ellos si optamos por utilizar la transmisión en su modo automático.

Las personalizaciones con las que cuenta este grupo proporcionan una serie de dificultades al inicio de la ruta, por lo que hay que ser bastante técnico para sacarle todo el rendimiento, aunque se puede llegar a conseguir un cambio a nuestra libre elección. Además, tanto el de montaña como el de carretera tienen una opción de ajuste en marcha, con la patilla doblada se coloca la cadena en el piñón central, se pulsa los botones y se pedalea y el cambio se vuelve a justar solo, con lo que podemos terminar la ruta sin problema.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *