Cómo evitar quedarte tirado si se te rompe el núcleo de la rueda

En el post de hoy os vamos a descubrir un truco para que no os quedéis tirados en medio de una ruta si algún día se os rompe el núcleo de vuestra rueda. Se trata de una solución de emergencia, ya que con este truco dejaréis el piñón fijo y será un poco incómodo el estar pedaleando continuamente, pero al menos os servirá para llegar a hasta casa o al coche en bicicleta y no andando.

La única solución de emergencia ante este imprevisto mecánico es unir con las bridas, los radio y el cassette.
La única solución de emergencia ante este imprevisto mecánico, es unir con las bridas los radio y el cassette.

El núcleo de la rueda es un elemento que sufre mucha tensión durante el pedaleo, por lo que es muy susceptible de sufrir una rotura durante la ruta. El problema de este inconveniente mecánico es que es muy difícil de solucionar en medio de la ruta, ya que su rotura requiere piezas nuevas, como los trinquetes, que son los que fallan en el 90% de los casos.

Por lo tanto, ante un rotura del núcleo de vuestra bicicleta podéis responder con la solución que os propone nuestro mecánico Javi, una solución que es fácil de ejecutar y, a su vez, económica.

Para ello deberéis llevar encima unas tres o cuatro bridas, con este material será suficiente para poder realizar la reparación de emergencia. Se trata de un elemento barato y que no os ocupará espacio, por lo que os recomendamos que siempre llevéis unas cuentas en cima cuando salgáis con vuestra bicicleta por lo que pueda pasar.

Javi os recomienda que llevéis, al menos, entre 3 y 4 bridas en vuestras salidas.
Javi os recomienda que llevéis, al menos, 3 ó 4 bridas en vuestras salidas.

Cuando detectéis que se ha producido la rotura del núcleo de la rueda, con las bridas tendréis que atar el cassette a los radios (tal y como aparece en la fotografía), de esta manera conseguís que el cassette y la rueda se unan, consiguiendo de nuevo tracción en la rueda, por lo que podréis a volver a pedalear, al menos hasta vuestra casa o hasta el coche. Será necesario, el menos, tres bridas para la unión del cassette con los radios, con menos bridas podréis correr el riesgo de que no aguante. A pesar de esto, podréis seguir cambiando de piñones con total normalidad.

Las bridas os permitirán unir el cassette con el núcleo
Las bridas os permitirán unir el cassette con los radios y de esta forma podréis seguir pedaleando, aunque sea a piñón fijo.

Eso sí, el inconveniente de este truco es que os quedáis a piñón fijo y no podéis dejar de pedalear, por lo que es una solución de emergencia un poco incómoda, pero que os salvará de quedaros tirados en medio de la ruta sin saber cómo llegar a casa sin teneros que pegar un buen pateo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *