Avid

En 1991 Avid entra en el marcado con el primer producto que fabrica, el Microadaptador, que permitió a los ciclistas añadir toda una nueva gama de marchas cortas. Desde entonces, ha trabajado duramente para introducir en la industria del ciclismo mejoras de gran calibre, creando accesorios y añadidos que facilitan y mejoran la conducción, de tal modo que una vez probados no se podrá prescindir de ellos.

En 1992, Avid produjo el freno más ligero del mundo en aquel momento, el freno Tri-align. La tecnología de Avid continuó su expansión y evolución con el diseño constante de sistemas de frenado considerados como la vanguardia. Estos frenos están perfectamente configurados, de modo que su respuesta ante el movimiento de la mano para frenar es casi instantánea y altamente precisa.

El éxito de Avid se hace patente al comprobar cómo muchos atletas y deportistas patrocinados por Avid dieron como resultado la obtención de medallas de primer, segundo y tercer lugar en las olimpiadas de 2008 en Beijing (Pekín).

Otro punto decisivo para el éxito de Avid, fue el establecimiento de la patente de tecnología “Taperbore”, un sistema de cierre en manetas Elixir y Code. Éste permite ahorrar peso, tiene un aspecto muy elegante y mejora la respuesta de las manetas y sobre todo permite un control mayor.

En 2004 Avid pasó a formar parte de SRAM, empresa estadounidense fabricante de componentes para bicicletas.