HÁBITOS SALUDABLES

LAS  7 BARBARIDADES DE PRINCIPIANTES QUE DEBES EVITAR

En este post te contamos cuáles son las principales barbaridades que han realizado algunos ciclistas de forma irresponsable, ya sea por simple impulso o desconocimiento:

  1. No realizar una prueba de esfuerzo al principio de la temporada: actualmente se considera necesario para evitar futuros riesgos.  Un electrocardiograma en reposo, otro en esfuerzo y un ecocardiograma debería ser obligatorio por tu salud.
  2. Salir siempre a tope: no se consigue una adaptación cardiovascular y puedes lesionarte por no calentar. Además, te aconsejamos si sueles salir en grupo, llevar un ritmo adecuado.
  3. No controlar los niveles de colesterol:  si tienes los niveles elevados de colesterol LDL (malo) por encima de lo saludable, puedes ponerte en serio riesgo porque debido al aumento de la frecuencia cardiaca puede desprenderse un ateroma (placa de colesterol adherida a las arterias) pudiendo ocasionar un tapón con grave peligro para tu salud.
  4. Clases de spinning: especial atención a las clases de un gimnasio, ya que superar nuestro límite nos puede causar un perjuicio más que un beneficio.
  5. No controlar la tensión arterial: un caso parecido al anterior y que puede ocasionar serios problemas cardiovasculares que podrían derivar en un ictus o derrame. En estos casos suele recomendarse la práctica de ejercicio moderado y se establece una frecuencia cardiaca de seguridad del 80% de la frecuencia cardiaca máxima.
  6. No realizar un estudio biomecánico completo: aunque a corto plazo no notes las molestias, a largo plazo puede ser que llegues a acostumbrarte a ir en la postura incorrecta y así, provocar innumerables lesiones y problemas musculares.
  7. No comer de forma adecuada antes, durante y después del entrenamiento. Cuando rodamos con la bicicleta, hacemos uso de las reservas de energía que nuestro organismo tiene almacenadas, hasta llegar a agotarlas completamente si no las reponemos de forma adecuada, factores como el propio ejercicio físico, el calor, el sudor y nuestra propia condición física marcarán la forma en que debemos reponer el combustible que realmente necesitamos.

Fuente: correryfitness.com/ mountainbike.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *