Los microciclos

En el post de hoy vamos a hablaros del entrenamiento mediante microciclos, ¿sabéis en que consiste exactamente? Concretamente, los microciclos es el periodo de tiempo, de entre 3 y 14 días aproximadamente, que inviertes en realizar una fase de tu preparación.

microciclos

Chema Arguedas distingue en su web hasta cinco tipo de microciclos diferentes:

De impacto: Dentro de esta modalidad de microciclo, se encuadran los que tratan de evitar los entrenamientos planos que se suelen llevar a cabo una vez se ha adquirido un buen estado de forma. Su intensidad es elevada y su trabajo de potencia, también.

Progresivo: Se caracterizan por tener una carga de entrenamiento mucho menor a la media, por la razón que sea. Son habituales en periodos como las épocas de exámenes o de mucho trabajo, en las que coger la bicicleta resulta más complejo de lo normal. Les acompañan frases como “salir a estirar las piernas”, algo que dice mucho de su poca intensidad.

De competición: Son los que se desarrollan durante la época del año en la que coinciden más marchas cicloturistas. En ese periodo, tienes entre ceja y ceja las diferentes competiciones y necesitas hacer un plan de entrenamiento efectivo para alcanzar la forma física que necesitas. Por eso, la carga de trabajo suele ser más alta de lo normal.

De aproximación: La competición está cerca y ya has alcanzado la forma física adecuada. Necesitas llegar al día D en las mejores condiciones posibles, de modo que tu entrenamiento es más de mantenimiento que de progreso. La carga en este microciclo es entre baja y moderada.

Regenerativo: Después de un microciclo de impacto o de una semana de competición exigente, bajas el ritmo y ruedas, pero a un ritmo mucho menor para favorecer la recuperación de tus músculos y articulaciones.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *