Mantenimiento y tipos de ejes de pedalier

Algunos de los ejes de pedalier que podremos encontrar actualmente en el mercado son:

  • A rosca octalink, cuadradillo e isis drive: Estos cuentan con un eje y rodamientos prácticamente en una sola pieza. Este tipo de bielas están compuesta por tres piezas: por un lado tendremos el eje con los rodamientos, y por otro lado las bielas.
Eje Octalink Shimano Alivio
Eje Octalink Shimano Alivio

 

  • Hollowtech o gxp: Con la evolución hacia estos ejes se consiguió hacer el eje de la biela con un diámetro mayor, lo que permitió ganar en rigidez. En este caso, por un lado tendremos las bielas (una de ellas ya trae el eje integrado) y por otro lado, tendremos nuestras cazoletas de rodamientos.
pedalier shimano hollowtech
Pedalier Shimano Hollowtech.

 

 

  • Más tarde en el año 2000 Cannondale saco al mercado los cuadros preparados para BB-30 y a partir de ahí casi todas las marcas lo han hecho. En este caso, contamos con una biela con eje de 30mm, haciendo que nuestros rodamientos duren más y nuestras bielas sean mucho más rígidas. También ganamos en peso, ya que el rodamiento va embutido directamente en el cuadro.

 

Asdfghj
Eje de pedalier BB30 de Cannondale.

 

  • También podremos encontrar pedalier press-fit, que cuentan con el mismo diámetro que las Hollowtech y las gxp, pero van embutidos a presión en el cuadro.

 

Sea cual sea nuestro pedalier, necesita un mantenimiento diferente y unas herramientas específicas.

Es recomendable que, al menos, dos veces al año desmontéis, limpiéis y engraséis el pedalier. En el momento que veáis cualquier indicio de holgura, deberéis de reemplazar vuestro pedalier o los rodamientos por uno nuevo.

Hoy en día, casi todos los sistemas de pedalier son de rodamientos sellados, por lo cual el mantenimiento se basa en abrir, limpiar las roscas y los ejes, engrasar las mismas y si podéis acceder al rodamiento, limpiarlo y engrasarlo, mucho mejor.

Algunos de los síntomas de que nuestro pedalier esté falto de grasa, sucio o que no tenga el apriete adecuado, son los ruidos, crujidos o las pequeñas holguras que pueden aparecer.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *