PETER SAGAN, CAMPEÓN DE EUROPA DE FONDO, DANI MORENO, BRONCE

El eslovaco Peter Sagan se ha impuesto con facilidad en el esprint final entre los favoritos del Campeonato de Europa de fondo en carretera, disputado en el circuito de Plumelec (Francia) sobre 232 kilómetros. El madrileño Dani Moreno, que arrancó a 300 metros de la meta en busca del oro, fue tercero tras el potentísimo eslovaco y el francés Julian Alaphilippe, plata.

La imposibilidad de romper el grupo en la última vuelta, a pesar de los intentos de Italia, dejó en bandeja el triunfo al campeón del mundo, que añade un maillot nuevo a su colección: el de las estrellas europeas.

La única forma posible de evitar el triunfo del tremendo campeón de Zilina era cortarlo en una buena escaramuza. Dejarlo atrás imponiendo la superioridad numérica -Eslovaquia va en inferioridad de miembros respecto a las grandes escuadras- y cruzando los dedos. Pero eso no sucedió. A pesar de las escapadas y algunos tirones de corredores del segundo escalón, el grupo llegó con todos los candidatos juntos a la última vuelta del circuito, 13,9 kilómetros.

Ahí arrancó Moreno Moser y su ventaja de más de medio minuto a sólo cinco de la meta no inquietaba a nadie. Italia, mayoritaria y en perfecta formación detrás de un belga (Bakelants) y un español (Diego Rubio, fantástico en su debut), había hecho una buena operación, pero a Sagan le vinieron a ayudar finalmente los polacos, que acabaron con la ventaja de Moser.

No había escapatoria. La única, un arreón de algún valiente con la fuerza o el oportunismo necesarios para abrir un hueco importante respecto al ogro eslovaco. Luis León pareció querer intentarlo en el último kilómetro, detrás de otro italiano, Davide Villella, pero desistió. Dio un relevo para Dani Moreno, quelanzó el ataque decisivo hacia la meta con apenas 300 metros.

Peter Sagan alcanzó con facilidad la rueda del español y lo superó con una sonrisa y pedaladas brutales. Tras él, apareció Alaphilippe, que en el duelo entre mortales con el madrileño se impuso por un par de centímetros para ganar la plata y dejar a Moreno con el tercer metal.

El equipo nacional de Javier Mínguez trabajó bien y lo dejó todo a la resolución de Luis León Sánchez o Dani Moreno: uno para atacar de lejos y otro para aguantar y atrapar metal con su punta de velocidad. Antes, David de la Cruz se había filtrado tanto en un corte antes de tirar del grupo en la última vuelta, junto a Diego Rubio. Rubén Fernández, Barbero, Fraile, Lobato y Maté ya lo habían gastado todo por entonces.

 

FUENTE: Marca.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *