TRUCOS MECÁNICOS

EL MANTENIMIENTO RUTINARIO DE TU BICICLETA

 

¿No te ha pasado alguna vez que no tienes claro cómo limpiar tu bicicleta por miedo a estropearla? En el post de hoy os enseñaremos cómo mantener tu bicicleta en perfecto estado.

En primer lugar, antes de nada, la bicicleta debe estar seca. El óxido, la corrosión o descomposición de las piezas son provocadas por la humedad, por ello, insistimos en que es muy importante secar tu bicicleta antes de guardarla.

Te aconsejamos hacer lo siguiente:

 

  • Limpia tu bicicleta de forma asidua.

 

  • Si estuviste por un sendero con polvo o lodo, puedes usar un trapo húmedo para lavar tu bici.
  • Evita usar jabón ya que puede ser corrosivo.
  • No uses agua a presión, sirve con utilizar la manguera del jardín, así los rodamientos y engranajes no se verán afectados.

En Suraventura, puedes encontrar el kit de limpieza de muc-off, ¡totalmente recomendable! Para más información:

https://www.suraventurabikes.es/producto/wash-protect-and-lube-kit/

 

  • Lubrica semanalmente los pedales y cadenas.

 

Utiliza un lubricante especial para bicicletas, pero eso sí, intenta evitar colocar lubricante en las pastillas de freno.

Para la cadena, te aconsejamos usar aceite en spray o aceite con alta resistencia al agua. Sin embargo, los pedales necesitan  por un lado, mantenimiento externo,  hay que mantener limpia la parte donde se engancha la cala y lubricar el muelle, preferiblemente con un aceite de spray. Por otro lado, necesitan mantenimiento interior, consistente en desmontar el eje, limpiar y engrasar (con grasa resistente) el eje y el rodamiento. Luego hay que volverlo a montar.

Es importante engrasar correctamente la rosca del eje que va a la biela, de esta forma evitaréis crujidos y que, con el tiempo, el pedal se quede gripado y no se pueda desmontar.

 

  • Comprueba la presión de los neumáticos antes de montar.

 

Si no están inflados adecuadamente, los neumáticos se dañarán más rápido. Para evitarlo debes inflar el neumático hasta la presión recomendada que aparece impresa en el costado de los neumáticos. Generalmente este número estará indicado en PSI, o libras por pulgada cuadrada.

Para asegurarte te aconsejamos que uses un medidor de presión, aunque si no tienes, agrega el aire hasta que el neumático se sienta duro cuando lo presionas.

Fuente: wikihow.com/ciclismoafondo.es

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *